Aprender a conducir

screenshot210.jpg

De todos es sabido que cuando una persona obtiene su permiso de conducir, apenas ha logrado aprender algo más que a aparcar el coche. Justo le viene para ver los semáforos, descubrir señales “escondidas” y esquivar al resto de vehículos circulantes. Los peatones se convierten en “obstáculos” móviles que ponen a prueba los reflejos del conductor novel.

Cuesta bastante tiempo coordinar todas las funciones “psicomotices” necesarias para desarrollar una conducción segura y eficiente. Hay que aprender a conducir conduciendo.

Por ello dando vueltas y vueltas a los accidentes de tráfico nuestros “sesudos” mandatarios llegan a conclusiones que la “masa” ya había extraído sin necesidad de utilizar las estadísticas.

Ahora le ha llegado la regulación a las motos. Parece ser que van a requerir antigüedad para poder pilotar una moto de gran cilindrada. Sin embargo eso ya era así hasta la fecha. No limitaban la edad pero había que tener al menos dos años de antigüedad en el permiso para poder conducir una moto sin limitación de potencia.

Creo que el camino elegido no es el adecuado, ya que la capacidad de conducción depende más de la experiencia y pericia como conductor que de la edad del piloto. ¿Cuántos años tienen Rossi, Pedrosa, Faubel, Fonsi, Checa, etc.?. Obviamente son grandes campeones y conducen en circuitos preparados, pero su edad no les impide ser los mejores del mundo conduciendo motos.

Las estadísticas una vez más engañan. Es cierto que la mayoría de accidentados en moto suelen ser personas jóvenes, digamos menores de 24 años. Pero ¿Cuántos accidentados por conducir un triciclo superarían los tres añitos?. ¿Algún adulto ha sufrido fracturas por conducir temerariamente un patinete o monopatín?. ¿Cuántos mayores de 25 años se han partido los dientes al caerse de un columpio?. Quiero con esto decir que en general la mayoría de motociclistas suele ser gente bastante joven, luego en las estadísticas la mayor proporción de ellos no creo que sea debido a la edad, sino al grupo mayoritario al que corresponden.

Mi opinión al respecto es modificar totalmente el acceso a los permisos de conducir, tal vez adelantando la edad a la que un joven puede obtenerlo. Me explicaré. La única manera de adaptarse al tráfico rodado es experimentándolo, así que para comenzar lo más seguro es hacerlo en un coche. Hay que aprender a conducir , bajo supervisión y ayuda de alguien con experiencia, a base de errores y despistes propios de la “iniciación”. Una vez superada esta fase hay que regular cuándo y dónde deben hacerlo sin compañía. Y sobre todo mentalizar al resto de “expertos” conductores de que el aprendizaje de los demás hay que “respetarlo” y facilitarlo en beneficio de todos.

Nuestros jóvenes están mentalmente más preparados para conducir que muchos de nosotros y, por supuesto, más que los “hiperprudentes” conductores de domingo que circulan a velocidades de vértigo que rondan en todo momento los 30 km./h.

Una vez que el “aprendiz” hubiera desarrollado un sentido práctico del tráfico, podría comenzar a hacerlo en motocicleta. Sabiendo ya los problemas con los que ha de enfrentarse y haciendo hincapié en las particularidades de un vehículo que no le protege de un mínimo golpe.

Como ejemplo de lo que digo os diré que obtuve el permiso de moto ya mayor. Llevaba un montón de años conduciendo coche. Resultaba frustrante ver cómo cualquier muchacho que venía a la academia, era capaz de superar todas las maniobras exigidas en apenas dos horas, mientras que a mí, pasar sobre el “tablón” sin salirme, me costó muchos días, y al final conseguí aumentar el porcentaje de éxitos a un 80 %, o sea que el día del examen podía haber fallado.

No sé en qué quedará todo esto. Pero soy más partidario de la “formación” adecuada a las necesidades y tutelada para garantizar un uso responsable de cualquier vehículo. Tiemblo cuando veo un “ciclomotor” con cuatro ruedas, conducido normalmente por personas que no han sido capaces de obtener el carnet, y conduciendo orgullosamente entre el marasmo de coches y autobuses.

La vida moderna ha hecho que se considere la obtención de un carné como un derecho inalienable de cualquiera, además de una necesidad. Pues yo diría que hay personas que no deberían tener un carnet de conducir, porque son incapaces de hacerlo con un mínimo de garantías. Así que del mismo modo que se certifica su obtención, debería de renovarse mediante controles de aptitud de forma periódica. Y quien no demostrara su capacidad real de adaptación a la conducción debería perder automáticamente el mismo. Una pena, pero no es ningún derecho, sino una responsabilidad personal y social muy elevada. 

  

Acerca de Carlos

Piloto de líneas Aéreas, aficionado a las artes: Pintura, Literatura, Música, Fotografía, con ganas de divulgar aquello que he vivido a lo largo de mi experiencia profesional y humana..

2 pensamientos sobre “Aprender a conducir

  1. hola he leido el comentario hacerca de la responsabilidad de tener el carnetde conducir y e la cual quisiera un consejo a miproblema.. tngo 22 años y me saque el carnet hace un año sin tener coche lo hice en mi paisq aparentemente es mas facil en el pais q me encuentro ahora “españa” y engo mucha dudas como conducir un coche quiero practicar pero tengo algo de miedo al volante qme aconsejas

  2. Josué, lo mejor que puedes hacer es acudir a cualquier autoescuela, la que consideres más oportuno y ahí pedir que te den unas pocas clases de circulación acompañado por un profesor. No creo que te hicieran falta más de dos o tres, para recuperar tu confianza y “soltarte” en el tráfico.
    De todos modos puedes asesorarte muy bien en las autoescuelas de un amigo mío, Luis. Ahí te atenderán encantados. Feliz circulación.
    http://www.autoescuelasairbag.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*