En Domingo de Ramos…

Hoy es Domingo de Ramos, y los creyentes conmemoran la entrada de Jesús en Jerusalén y podemos decir que comienza la Semana Santa. Pero de las procesiones, con tambor y bombo en Zaragoza, espero hablaros a lo largo de la misma.

Lo que no es tan conocido – creo- es que un Domingo de Ramos, en concreto el del año 1766, se produjo una revuelta popular más conocida por El Motín de Esquilache. Si no fuera porque siempre que hay algún tipo de clamor popular, acaban pagando el pato la gente llana, tendría una cierta gracia que toda esa movida fuese debida al intento de imponer una moda de vestuario…

Lo que entonces se llevaba era una capa larga, y un chambergo (actualmente utilizamos esta palabra como si fuese una prenda o guardapolvo de abrigo). La intención inicial era garantizar el orden público impidiendo a la gente ocultar armas bajo la capa y esconder el rostro bajo el ala del sombrero. Pero el pueblo español nunca hemos sido muy amigos de “imposiciones” estéticas.

Claro que las causas de tanta furia desatada no tenían que ver tanto con la ropa como con el hambre. Llevaban mucho tiempo soportando la subida de los precios de alimentos básicos, pan, aceite, tocino… se había acaparado el grano por las clases nobles, especulando con el precio y llevando al pueblo a pasar hambre mientras el Ministro imponía la “modernidad” en el vestido.

Al final el pueblo ganó la batalla, Esquilache fué exiliado, y el Conde de Aranda logró de nuevo la paz social con una actitud dialogante, y después de todo ello el pueblo adoptó la capa corta por voluntad propia.

Viendo que las circunstancias actuales no difieren mucho de aquellos años de hambre y despotismo, quizás habría que estar atentos a ver qué moda sale de las pasarelas para iniciar un CAMBIO y que los nuevos Esquilaches se vayan preparando el petate… para volver a salir con nuestras ramas de olivo a decirles adiós.

Acerca de Carlos

Piloto de líneas Aéreas, aficionado a las artes: Pintura, Literatura, Música, Fotografía, con ganas de divulgar aquello que he vivido a lo largo de mi experiencia profesional y humana..

3 pensamientos sobre “En Domingo de Ramos…

  1. Pingback: Tweets that mention En Domingo de Ramos… | Alas de Plomo -- Topsy.com

  2. Añadir que otra conecuencia del Motín de Esquilache fue la expulsión de los Jesuitas de España, impulsada por el Conde de Aranda, de quien Voltaire llegó a decir: “Con media docenas de hombres como éste España se regeneraría completamente”.
    Carlos III, el llamado “mejor alcalde de Madrid” fue otro pésimo Rey de España.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*