Excesos informativos

ScreenShot080

Cuando la información era PODER, esta se administraba de una manera cuidadosa, llena de secretismo, de “mimo” para utilizarla en favor o en contra de determinados intereses -casi siempre poco claros- y sacar ventaja de quien no la tuviera, o de quien tenía mucho que perder si dicha información trascendía.

Gracias a la red estamos en una nueva era de la INFORMACION , en la que un ciudadano cualquiera es capaz de informar de un pequeño suceso en tiempo real, y no tenemos ni tiempo de digerir una actualidad que se nos escapa en segundos, cuando ya hay una nueva “noticia” que reclama nuestra atención.

No somos capaces de entender lo que está pasando y ya nos vemos metidos en otra avalancha de noticias relacionadas, de opiniones, de hipótesis, de comentarios que no suelen servir para aclararnos nada de lo que tratamos de descubrir. Estamos SATURADOS de información.

Hace tiempo que perdí el interés por esta forma de dar noticias. Me siento desbordado por el uso y el abuso de información, sesgada o no contrastada, y no me gusta participar de la difusión masiva de lo que puede ser una intoxicación o una forma de amplificar una mediocridad sin trascendencia real. Me limito a observar como los búhos, con los ojos abiertos…

Las épocas de grandes cambios siempre necesitan de un período de tránsito y adaptación a los nuevos tiempos. Ahora es momento de reflexionar más antes de dar por bueno algo que puede no serlo tanto. Dejaré pasar noticia tras noticia, primicias sobre escándalos y corruptelas varias, para cuando la riada haya pasado y sólo quede el poso de un atisbo de VERDAD.

Acerca de Carlos

Piloto de líneas Aéreas, aficionado a las artes: Pintura, Literatura, Música, Fotografía, con ganas de divulgar aquello que he vivido a lo largo de mi experiencia profesional y humana..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*