Gorilas en las playas

Después de habernos familiarizado con los gorilas gracias a la labor de Dian Fossey, que convivió con ellos en su habitat, y nos lo contó en su libro Gorilas en la niebla, del que luego hubo réplica cinematográfica, ahora estamos en pleno estudio de una subespecie menos pacífica y más agresiva que éstos, LOS GORILAS DE DISCO

Se ha hecho un intento de regular la profesión de estos “mazaos”, de que superen un curso, de que tengan un carné profesional y que no desempeñen las labores de vigilancia y seguridad unos energúmenos que aplican el argumento principal de la masa muscular frente al movimiento suave de la lengua. Así que alguno ha pasado la criba en detrimento de la mayoría de sus compañeros de profesión, los cuales no son como estos tarados que luego os presentaré.

Por aquello de que la noche está destinada al ocio de gente más joven, hace bastante tiempo que no acudo a los lugares de “marcha nocturna” o de “fiesta”, “sarao” , “bulla” , “macro mogollón”… así que no he tenido ningún contratiempo con estos celosos guardianes del orden al estilo de Torrente. Pero gracias a mi magnífica relación con un sitio de moda en Zaragoza, me han dejado el testimonio directo de lo que ocurrió recientemente en las Playas de Zaragoza.

Estos dos comentarios que me dejan son el testimonio en primera persona de lo que sucedió:

Nos cuenta Laura que…

“Hablando de Las Playas… El sábado por la noche nos dispusimos a entrar unos amigos y yo. Dado que no hay papeleras, por decirlo de algún modo, en el “pasillo” que va hata la puerta de entrada; mi novio dejó una botella de plástico cerca de la entrada. Un portero lo vió y ya vimos que ellos tenían una papelera en la entrada (pero claro, primero tienes que entrar para poder tirar algo en ella). Fuimos a entrar y el portero nos empezó a decir que mi novio ya no entraba. Dicho portero lo hizo con mucha carencia de educación y respeto (es decir, con una chulería de aquí a la China). Mi novio le preguntó el porqué en varias ocasiones y al final uno de los porteros acabó dándole una hostia en la cara. Yo me dispuse a llamar al 092 pero no me cogieron el teléfono en 3 ocasiones y ya no llamé más. Estuvimos fuera relajándonos y tal y, como el resto de amigos querían entrar(porque además no es que lo tengamos al ladito de casa), al rato volvimos a entrar divididos en diferentes grupos. Al ir a entrar yo, me paró el portero y me dijo que si iba a pasar algo dentro (igual se pensó que me iba a poner yo a dar de hostias como ellos…o que mi novio la iba a liar dentro). A los pocos minutos de estar dentro, estábamos tranquilos sentados y vinieron 2 gorilas y otros 2 detrás. No nos dió tiempo a nada cuando uno de ellos lo cogió por el cuello y lo sacó hasta la puerta a base de puñetazos y ahogándolo. Además a una amiga le dieron un tortazo y a mi un empujón. A ellos se sumaron más gorilas que mientras, otro de ellos, le iba metiendo puñetazos en la espalda a mi novio. Yo salí corriendo detrás (a una gran distancia porque con la velocidad que iba cualquiera los alcanza con tacones) y mientras tanto iba llamando al 091. Mientras estábamos esperando en la calla al 091, los porteros lo único que hacían era mofarse de nosotros. Ya vino la policía y el portero que le sacó a puñetazos desapareció (los policías dieron constancia de que aunque entráramos dentro, lo tendrían escondido y no lo encontraríamos) y el resto de porteros no sabían ni donde meterse. Fuimos a urgencias a obtener el parte médico (aunque mi novio tenía dolores de garganta por cogerlo del cuello ahogándolo y dolores en la espalda, sólo hemos podido demostrar el morado e hinchazón de un puñetazo en el ojo) y ya hemos puesto la denuncia, él por todo eso y yo por el empujón(aconsejada por la policía).”

Y Raúl da su visión más breve:

“El agredido fui yo y es una pasada lo hijo de … que hay que ser para que esté yo sentado con mi novia y la novia de un colega y 4 energumenos vengan a sacarme a hostia limpia, empujen a mi novia y la tiren contra el banco y le den una hostia a la otra amiga, eso si que son unos porteros y unos chulos que tienen que venir 4 y pegando a 2 chicas. ¿Razones? Ninguna aparente pero bueno esto no quedara en una simple denuncia porque voy a intentar joderles como pueda, a ellos y a la empresa porque no tiene otra palabra “hijos de la gran puta”.”

Acerca de Carlos

Piloto de líneas Aéreas, aficionado a las artes: Pintura, Literatura, Música, Fotografía, con ganas de divulgar aquello que he vivido a lo largo de mi experiencia profesional y humana..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*