La symphonie mecanique

Sorpresa, estupor, asombro, incertidumbre, rechazo, curiosidad, desprecio… Cualquier emoción te puede asaltar cuando ves una especie de chatarrería ambulante “ensuciando” una plaza de la Expo, y encima en lugar preeminente y con un escenario y todo. Así que por la tarde al pasar por allí no sabes muy bien si es que son restos de las obras o es que algún gracioso ha puesto eso allí como si fuera una escultura “vanguardista”. (Estas son mis fotos).

La culpa de este desaguisado la tiene un grupo de “geniales locos” que se hacen llamar LA MACHINE .Pero a las 24:00 h ocurre como con Cenicienta, pero al revés, la chatarra se convierte en instrumento, los engranajes en músicos de la percusión, las chimeneas en órganos de fuego y los “trabajadores del metal” en artistas. Comienza una aparente sucesión de ruidos sin conexión aparente, donde cada uno de los operarios anda golpeando a su “ritmo, más bien a su “bola”, otros trayendo y llevando carretillas con tornillos o dando descargas eléctricas en una especie de caja de fusibles.

Poco a poco y como por ensalmo se convierte todo en MUSICA y se acoplan a un director general, haciendo que esos restos del holocausto produzcan ruidos armónicos y sean capaces de acompañar a los instrumentos clásicos que ya tocan en el escenario. Todo un arte y un gran espectáculo audio-visual, en vivo. Uno de los tantos que podremos ir viendo a lo largo de los próximos tres meses.

Si no me creeis podeis “intuir” lo que hacen en este video donde se les ve actuar en la Plaza Mayor de Madrid durante los actos del día 2 de Mayo. Pero en directo es una gran sinfonía.

Acerca de Carlos

Piloto de líneas Aéreas, aficionado a las artes: Pintura, Literatura, Música, Fotografía, con ganas de divulgar aquello que he vivido a lo largo de mi experiencia profesional y humana..

2 pensamientos sobre “La symphonie mecanique

  1. Pingback: Symphonie mecanique | Zaragozame.com

  2. Un espectáculo extraordinario, épico, armónico, -a veces hasta romántico-, y muy creativo. ¡Bravo! ¡Una pena que no lo viera mas gente!
    Alonso Cordel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*