Los tejanos

(foto en Flickr)

Para mí los tejanos no son un tipo de pantalón diseñado por Leví Strauss, sino los nativos de uno de los estados perteneciente a los United States of America, me refiero a TEXAS.

Pero además de ello, Texas es donde residen unos amigos a los que hacía más de 30 años que no veía. El Atlántico es ancho y separa nuestras costas tanto como para no hacer nada facil visitarse con demasiada frecuencia, y entre otras cosas gracias a Internet, hemos seguido en contacto durante estos años y hemos sabido unos de otros bien a través de correos tradicionales como de e-mails.

Pero ahora hemos podido recuperar el contacto físico y conocer recíprocamente a los hijos respectivos y esposas de cada uno de nosotros con lo que los sentimientos de infancia y primera juventud han aflorado como por ensalmo, sin apenas resquicios para el olvido y hemos sido felices durante tres días de compartir recuerdos y sobre todo mucho cariño.

Ahora volverán a su país y tal vez ahora sólo pasen unos meses o quizás unos años, hasta que volvamos a abrazarnos, pero siempre estaremos unidos por un hilo invisible que mantiene vivo el espíritu común y vivos los afectos: La Verdadera Amistad. Por eso digo con todo mi cariño que gracias por haber venido, Texanos.

Acerca de Carlos

Piloto de líneas Aéreas, aficionado a las artes: Pintura, Literatura, Música, Fotografía, con ganas de divulgar aquello que he vivido a lo largo de mi experiencia profesional y humana..

2 pensamientos sobre “Los tejanos

  1. Querido Carlos, mi experiencia me dice que cuando la amistad es de verdad no importan los años que pasen porque el reencuentro hace que los sentimientos fluyan tan fácilmente como en los viejos tiempos. Yo me he hecho el propósito de aprovechar estos días que voy a estar de vacaciones para recuperar a un par de amigos a los que hace muchos años que no veo.
    Por cierto… no lees en unos días ni escribes pero luego te resarces eh…

  2. Ya ves Lamia he sustituido una adicción por otra, y aún no sé cual es más intensa…En cuanto a los amigos es como cuando Fray Luis dijo: “como decíamos ayer…”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*