Me niego a nombrarlos

ScreenShot023

(autor foto: Mark DM)

Otra vez los innombrables han intentado conseguir una gloriosa victoria en su satánica lucha por conseguir no se sabe qué, salvo matar a un montón de inocentes. Esta vez ha sido en Burgos, de madrugada, ante una residencia de familias cuyo gran “crimen” es tener un padre o un marido guardia civil, a lo mejor la madre es la que pertenece a la Benemérita Institución.

Sea como sea han vuelto a fracasar (cierto que por muy poquito) pero ya hace un montón de años que en Zaragoza consiguieron acabar con la vida de unas familias similares a las que hoy han sufrido este atentado tan vil y cobarde como cualquiera de los que han perpetrado hasta ahora, que acaban de celebrar sus “bodas de Oro”, y querían brindar con sangre en sus copas…

Desde hoy en todos los hogares españoles debería poner el rótulo de Casa Cuartel, tal vez así sabrían a cuantos de nosotros tendrían que intentar asesinar para ganar SU propia y exclusiva guerra. Todos los demás solamente somos ciudadanos comunes, que no participamos de sus enajenaciones y, por supuesto que somos exactamente igual que cualquier familia donde alguno de sus miembros es un Guardia Civil. Así que siempre estaremos del lado de los que debemos enfrentarnos a estos asesinos solamente por no creer en la violencia que ellos idolatran.

Acerca de Carlos

Piloto de líneas Aéreas, aficionado a las artes: Pintura, Literatura, Música, Fotografía, con ganas de divulgar aquello que he vivido a lo largo de mi experiencia profesional y humana..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*