Opiniones (ajenas) sobre Clickair

screenshot035.jpg

Recorto y pego de Aviación Digital un artículo de opinión, firmado por Mick Doohan, en el que habla de cosas de Clickair. Algunas son verosímiles y otras no tanto, pero su opinión no anda muy descaminada de lo que acontece cuando se intenta “exprimir” la explotación aeronaútica.

OpiniónVer debate (7)Ver debates
Clickair no despega
Mick Doohan

La excusa es “el debilitamiento de la economía“, lugar común incapaz de ocultar el invento de Iberia no está en condiciones de enfrentar los contratiempos. Será eso, o cualquier otra cosa, pero lo cierto es que el engendro que ha sustituido a Iberia en multitud de trayectos, vendiendo billetes de Iberia, ocupando los vuelos de Iberia, con los pasajeros de Iberia, y usando los medios, mantenimiento y aviones de Iberia, no despega.

 
Los A320 de la filial comenzaron a surcar los cielos hace poco más de un año con unos planes expansivos que hacían temblar al mundillo, esgrimiendo su disposición a comerse el mundo algo así como un derecho adquirido y despreciando de manera pública a los trabajadores de otras compañías aéreas.Clickair salió a la palestra sustituyendo a Iberia en algunos trayectos. El indigno y escasamente ético anzuelo era y es el sistema de reservas de Iberia, trampa para el pagano que compraba un billete en la antigua compañía de bandera, llamando a su teléfono de reservas, escuchando la voz “Iberia ¿en qué puedo ayudarle?” y se iba tan feliz al aeropuerto, para luego verse montado en un avión con aire de compresa al que se le embarcaba de manera apresurada y sin las menores formas (el tiempo es oro) cuando prácticamente los pasajeros del vuelo anterior no habían terminado de desembarcar.Un avión por el que los servicios de limpieza no pasan en las escalas, en el que no se apuntan averías hasta el final de la jornada y en el que se carga combustible mientras sube o baja pasaje sin que haya nadie conectado por interfono con la cabina de vuelo (lo cual es ilegal). Posteriormente se descolgó con cargos por equipaje, y el invento de una especie de clase preferente que no sé si al final habrá llegado a buen término, pero que debe ser de traca.

Lo gracioso de todo esto no es el fraude en sí mismo; lo gracioso es que Clickair no nació para ser un negocio aparte de Iberia, algo que la complementase, o que significase una incursión en el bajo coste de la compañía octogenaria. No, Clickair nació para sustituir a Iberia, para reemplazarla, para ocupar su lugar en ciertos tramos y borrar en ellos a Iberia del mapa; para poner un “Burger King” en algunas sucursales de una compañía que pretende ser el cinco tenedores de nuestro panorama aeronáutico.

Ahora resulta que este homenaje a la cutrez que idearon unos directivos de parecido nivel empresarial, no despega. Los proclamados planes de expansión se quedarán en……¡un avión más! para el 2008. Se cierran rutas, no se abren otras ya planeadas y se reducen frecuencias.

Por supuesto estoy seguro de que este pequeño contratiempo no afectará al ya casi inexistente servicio al pasaje, que no se resentirá, y también estoy convencido de que será raro ver ciertas opiniones en los medios de comunicación. Las de los incautos que piensan que pagan por lo que no van a recibir de ningún modo. Por cierto, el cronista no puede documentarlo, pero los casos citados en los vínculos de más arriba son una gota en el océano; ya se sabe, lo que no se publica no existe, y para que algunas cosas no salgan en los papeles hay quien tiene probada fuerza. Me refiero por supuesto a los primeros interesados en esconder la vulgaridad inmensa de su creación, los plenipotenciarios en medios de comunicación, directivos de Iberia.

Total que a unos tíos les ponen una compañía aérea con los aviones, las rutas, el sistema de captación de clientes, el mantenimiento, la pasta y el apoyo de la mayor aerolínea de España, y a la vuelta de un año no despega. Les permiten contratar al personal haciéndole pagar por obtener un puesto de trabajo (el Mundo al revés), y la compañía no despega. Les regalan una estructura prácticamente libre de costes, con el trabajo gordo hecho, y no despegan. Y encima un directivo (algo habrá que llamarle) de este prodigio empresarial se permite el lujo de menospreciar a los trabajadores de otras compañías. Pues la verdad, no sé qué pensarán ellos de su capacidad de gestión, pero yo en su lugar me estaría matando de risa.

Lo que ya me resulta un pelín menos aceptable es que en este país todo esto pueda ocurrir sin que pase nada. Que se permita a Iberia y a Clickair montar el chiringuito en el que la segunda recibe los medios de la primera y hasta sus concesiones administrativas (rutas) para ofrecer un producto devaluado.

El servicio de Iberia no es ejemplar, lo sé y lo sufro, pero lo que no resulta ni mínimamente de recibo es que te tome el pelo alguien con quien tú no contratas. Que tú llames a un servicio oficial Mercedes y te la peguen, sienta mal; pero que tú llames a un servicio oficial Mercedes, se lleven el coche a Talleres Páez y te la peguen, es de coña.

Aquí se permite todo, ancha es Castilla, y no digamos el cielo. El día que Clickair tenga que cerrar, enmascarar su fracaso o degradar aún más el servicio para poder seguir volando, pagarán los pasajeros que compraron carne de pescuezo en la tienda de delicatessen y pagarán los trabajadores que habrán de apechugar con el agujero (como ya ocurrió con Viva y otras brillantes ideas de la directiva de Iberia).

Los que la pusieron en marcha, no pagarán, estarán disfrutando de sus “stock options” y sus contratos blindados; y los que permitieron que esta chapuza emprendiera el vuelo tampoco pagarán, les habremos vuelto a votar o se habrán buscado la vida en un lugar donde puedan caducar sus responsabilidades políticas.

Lo malo es que usted si quiere volar a según que sitios, no tiene demasiada libertad de elección.

 
Comentar sobre esta noticia Ver debates

Acerca de Carlos

Piloto de líneas Aéreas, aficionado a las artes: Pintura, Literatura, Música, Fotografía, con ganas de divulgar aquello que he vivido a lo largo de mi experiencia profesional y humana..

3 pensamientos sobre “Opiniones (ajenas) sobre Clickair

  1. cuidado, son unos sinvergüenzas,se hicieron por error dos reservas iguales
    y no quieren anularla.
    cuidado, con comprar por internet, con te equivoques, lo pagas

  2. Hola,he intentado dos veces comprar un billete para el mismo sitio que suelo ir,y personas que conozco tambien,la pagina web de ellos falla,me gasto dinero en llamarlos,y para colmo me dicen que puedo comprar el billete por teléfono,pero tengo que pagar los gastos de la gestion,pero como puede ser,increible

  3. Hola,

    pues nos han robado dos veces la misma suma. 600€ !! dos veces.
    La pagina Web de clickair se cerro diciendo ” Too many users at the same time”, que significa demasiodo gente al mismo tiempo tratando de pedir billetes…
    hace un mes que estamo esperando que nos devuelvan el dinero! pero cuando se llama no tienes nadie para ayudarte, te dicen escribe, pero nunca te contestan, o cuando lo hacen te mandan un mensage diciendo simpre lo mismo …Sin verguenzas !!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*