Cacos y polis. Policías y ladrones…

Eran juegos de niños, unos hacíamos unas veces de polis y otros de ladrones. Se trataba de perseguir y encontrar a los malos y apresarles. Era realmente una variación del escondite, un juego tradicional de niños y totalmente  inofensivo, porque Seguir leyendo