Prender la mecha

Seguimos en plena canícula, el calor hace que el monte esté preparado para arder, la hierba seca que han ido arrancando bajo los pies, es un manto de combustible dispuesto a transmitir una chispa  por todo él. Hoy alguien va Seguir leyendo