Una red social

Hay una serie de personas que nos seguimos muy de cerca, que vemos el transcurrir de nuestras vidas, a través de los medios conocidos como web 2.o.

Muchos tenemos blog, y además usamos el Facebook, o twitter, así como determinados espacios de fotos (Flickr, Panoramio, etc.), pero siempre tenemos el mail de todos ellos esperando un toque más privado e íntimo.

Compartimos muchas confidencias además de lo que se ve en cada uno de ellos, esa imagen pública o virtual que hemos creado, en la que nos mostramos generalmente tal como somos, sin trampa ni cartón, y que nos permite recuperar viejos amigos de épocas anteriores. Amigos del cole, compañeros de trabajo o nuevos amigos que surgen a través de la red, y a los que finalmente acabamos dándoles un trato preferencial y apoyando sus proyectos de manera desinteresada y sin esperar a cambio nada de ellos, tal como surge entre gente que demuestra su lado más bondadoso de manera muy generosa.

Hemos creado un amplio círculo de enlaces, añadimos nuevos contactos, integramos relación humana porque nos apetece y porque se merecen ser llamados AMIGOS de verdad.

Voy a poner una parte muy destacada de mi propia red, de gente a la que sigo y a la que quiero tanto o más que a los que no aparecen nunca en una red social, porque no les gusta este rollo o no tienen tiempo que perder. Sin embargo también están ahí, en nuestra vida social y familiar de manera oculta al exhibicionismo del que nosotros solemos hacer nuestra imagen pública.

No considereis el orden de aparición, sencillamente es un listado de buena gente, de amigos, de una sencilla red de gente generosa, que me ayuda, que me lee y que me lleva a seguir estando presente casi a diario en este mundo real de apoyo mutuo y de confianza. Esta es mi red, esta es mi gente y tenía que decir quienes son, porque se merecen todo lo mejor.

Emilio,   Víctor,   Gabriel,   José Mª,   Juan Luis,   Javitxu,   Sofi,   Rosa,  Carina,   David,   Javier,   Orlando, Miguel,   José Antonio,   Martín,   Lamia, La Mima, Manolo,  Agustín, Emilio Jío, Santi… y en general todos los que aparecen en mi cuenta del Facebook y el Twitter, y todos los comentaristas del blog.

Acerca de Carlos

Piloto de líneas Aéreas, aficionado a las artes: Pintura, Literatura, Música, Fotografía, con ganas de divulgar aquello que he vivido a lo largo de mi experiencia profesional y humana..

18 pensamientos sobre “Una red social

  1. Siempre me abriste las puertas, siempre me dejaste entrar, GRACIAS a vos hoy tengo el orgullo y el placer de poder formar parte de esta red social, de esta familia. Pero sobre todas las cosas quiero AGRADECERTE INFINITAMENTE por brindarme tu amistad!. Eso si que es un tesoro!. Todo un regalo de Dios!.

    Que Dios te colme de bendiciones y gracias, y que la Santísima Virgen María ilumine tu andar y te acompañe siempre!.
    Dios te bendiga hermano Carlos!.

    Un abrazo,
    José

  2. Martín, gracias a estas cositas nuestras, hemos llegado a las personas. Bienvenida sea la informática bien aplicada. Y de eso das lecciones a diario. Por la parte de contacto físico no podemos encontrar mejores abrazos que los que nos dan de verdad estos frikis de nuestra red. 😉

  3. José, la gran cualidad de estas redes, que surgen de manera espontánea, es que quienes buscan de verdad a la persona siempre la encuentran. Nosotros nos encontramos a mitad de camino en el Atlántico, vamos y venimos siempre en un santiamén, y nos encontramos hablando, de lo que sea.
    Esta es la gran virtud de internet cuando se quiere utilizar para algo más que recibir información. Yo me quedo con recibir tanto cariño. Gracias. 😉

  4. En mas de una ocasión he pensado darme de baja de Facebook, que es a la única red que creía estar conectado, pero te puedo asegurar que de esta red no me daré nunca de baja.
    Gracias por tu amistad.
    Un abrazo

  5. Pingback: Agradecimiento a Carlos Sancho

  6. Muchas gracias, Carlos, por acordarte de mí y por ayudarme a crecer como persona. Amigos como tú los hay, pero pocos con tanta generosidad y altura de miras. Me emocionan estas cosas pero más todavía sentirme acompañado en el discurrir de la vida.

    El sábado pasado impartí esa charla que me oiste en Corazonistas pero en Teruel (este próximo miércoles 10 Diario de Teruel publica una entrevista que me hicieron). La misma a la que asistieron una treintena de padres creo, como siempre en la vida, la mejore gracias a tus comentarios y análisis. Estoy convencido que lo mejor de conocernos a través de las redes sociales es que gracias a nuestro afán de comunicar, aprendemos, colaboramos y creamos comunidad. Es, creo, lo más importante de todo.

    Un abrazo y gracias,
    José María

  7. Jubi, independientemente que te des de baja de internet, del Facebook, o de telefónica, no podrás librarte de mí. Tienes firmado un contrato de permanencia INDEROGABLE. Así que si te arrepientes no puedes reclamar más que un abrazo, un beso o un cariñico de los amigos. 😉

  8. José María, ayer estuve hablando de tí con los amigos invisibles en la red. Lógicamente fatal.Pero es lo que tiene esto, que algunos de nosotros somos tan habladores que incluso tenemos que volcarlo en escritos, artículos y le damos alas a nuestra imaginación. Si llega a unas personas como vosotros de forma clara, es porque creeis en esos valores que no tenemos miedo a exaltar, la amistad, el cariño, la gratitud, la nobleza… Debe ser cosa de tozudos. 😉

  9. Así es, amigo Carlos. Está claro que prevalece en nosotros, y así lo expresamos con nuestro comportamiento, esas cualidades tan aragonesas: la nobleza, la amistad, el sentido de gratitud. A esos amigos “invisibles” en la red sólo diles de mi parte que la vida digital, si se lleva bien, con dignidad, es una continuación de nuestra vida real.
    Un abrazico,
    José María

  10. tarde pero llego con el comentario…
    la familia no se elige ,pero lo amigos si…
    en cierta forma vos formas parte de esa familia que yo eleji ,porque con tus consejos y aportaciones me contenes y no sbes cuanto!
    gracias carlos ..se te quiere mucho!! un honor estar en tu lista de afectos..
    besooo

  11. José María esas cualidades no tienen fronteras, salvo las que se ponen las personas en sus prejuicios. Si uno es coherente con sus sentimientos, siempre lo extrapola a toda su vida, incluso la virtual. Dignidad hasta en la red, con eso está todo hecho… o casi. 😉

    Carina, no has llegado tarde porque nunca habías abandonado el sitio, estabas ahí anclada. Otra cosa es que la araña se olvidara de tejer la red en un sitio, y hasta que no la ha reparado no pudieras llegar al banquete. Besos.

    La Mima yo no diría placer… no sé, tal vez sin daros cuenta ninguno de vosotros, hayais puesto aquí mucho más que yo, que chupo de lo bueno de los demás hasta extraerles el jugo plenamente. Igual que al resto te digo: Gracias por estar ahí. 😉

  12. Pingback: Agradecimiento a Carlos Sancho | Plica Zaragózame SL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*